No es necesario esperar a las vacaciones para realizar una escapada de fin de semana para desconectar del trabajo, para ir a celebrar un aniversario o para regalar un viaje a alguien que se lo merece. Un destino a un bonito paraje donde disfrutar de la naturaleza puede convertirse en una excelente opción. Si deseas otras opciones maravillosas, te recomendamos aquí hoteles en la isla de Tenerife, optando por Iberia reservas online para viajar cómodamente y sin complicaciones.

bielsa

imagen: aqui

Bielsa es un bello municipio alpino, de la comarca del Sobrarbe en la provincia de Huesca, donde una parte del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, pertenecen a este bello municipio. Se encuentra rodeado de un espectacular paraje natural en la cabecera del río Cinca.

El origen de Bielsa se remonta a los siglos X y XI aunque durante la Guerra Civil los continuos ataques a los que se vio sometida, provocaron el derrumbe de la mayoría de sus viviendas y edificios, teniendo que construirlas de nuevo. No obstante no se perdió el espíritu ni las tradiciones de las construcciones originales del valle. Así en la actualidad aún encontramos un enigmático y encajonado casco urbano a través del desfiladero de Devotas, que recoge a poco más de 400 habitantes, donde los más ancianos aún hablan el belsetán (dialecto de la fabla). En sus construcciones, la piedra es la protagonista, creando gruesos muros que son capaces de aislar de los duros inviernos de la zona. El hogar se convierte en la estancia más importante de las casas, que se alzan airosas con sus chimeneas de formas troncocónicas y troncopiramidales.

Más sobre Bielsa

bielsa

imagen: aqui

Su Ayuntamiento conserva una fachada renacentista del siglo XVI, con grandes portales en su planta baja y una esquina con garita. Podemos visitar el Museo Etnológico de Bielsa, donde encontraremos una rica exposición que nos hablará de episodios tan importantes para la historia como La Bolsa de Bielsa y los famosos Carnavales, que nunca se dejaron de celebrar y son de gran arraigo en todo el valle. La Iglesia de Javierre  es una obra del siglo XII, que posee una sola nave cubierta por bóveda de crucería estrellada y en su interior conserva un magnífico frontal franco-gótico del siglo XIV y un retablo del siglo XV que merece la pena visitar.

Una amplia gama de servicios turísticos garantizan el confort de todos aquellos que decidan llegar hasta Bielsa a pasar unos días. Uno de los alojamientos situados en un paraje inigualable, rodeado de praderas, arboledas y lagos de montaña es El Parador de Bielsa. Un confortable hotel con preciosas vistas, donde la calidez y el recogimiento harán de tu estancia una de las más acogedoras que hayas vivido. Junto al Parador está situada la entrada el Parque Nacional Ordesa y Monte Perdido, una naturaleza en estado puro donde podrás practicar deportes como senderismo o barranquismo para los más arriesgados. Un viaje especial donde podrás darte un baño de paisajes como los que ofrece la ruta de la Cascada del Cinca o la ruta del Lago Marboré, que quedarán fijos en tu memoria . Si tienes la oportunidad, recuerda que sus fiestas son el 15 de agosto, y que celebran la fiesta de la Primavera un fin de semana de junio. Una escapada inolvidable para todos los sentidos.

Interesantes destinos rurales en España

Los pueblos medievales más bonitos de España