Publicado por: María Belén-

El jardín El Capricho de la Alameda de Osuna, es uno de los espacios verdes que conforman el patrimonio artístico-cultural de Madrid donde la arquitectura y la jardinería están tan ensambladas que una forma parte de la otra, logrando una composición liviana y armónica. La luz, el color, el sonido del agua y del viento, e incluso las aves, forman parte del espacio arquitectónico.

Siendo uno de los parques más bellos de la ciudad es, paradójicamente, un gran desconocido para los madrileños. Con una superficie de 14 hectáreas, ubicado en el distrito de Barajas, su instalación nace por impulso de la duquesa doña María Josefa de la Soledad Alonso Pimentel. Fue hacia 1784 cuando los Duques de Osuma adquirieron la finca para alejarse de la ciudad y dar rienda suelta a sus inquietudes artísticas.

Con la muerte de la duquesa el ducado de Osuna pasó a sus nietos, el último de los cuales perdió toda la fortuna familiar y a su fallecimiento la finca fue subastada y adquirida por la familia Baüer. Durante la Guerra Civil se convirtió en Cuartel General del Ejército del Centro y finalizada la guerra, pasó por varias manos hasta que en 1974,  el Ayuntamiento de Madrid compró la finca y comenzó su restauración varios años después.

Las características naturales y artísticas del jardín ‘El Capricho’ permiten al visitante disfrutar de un entorno bello, cargado de historias y donde artistas destacados construyeron pabellones, trazaron senderos, dispusieron espejos de agua y crearon estancias que son un perfecto espacio de representación para la fiesta, el juego, el arte y la naturaleza.

En sus praderas y paseos se distribuyen robles, pinos, cipreses, cedros, plátanos y otros ejemplares botánicos que brindan un hábitat ideal para la variada fauna: mirlos, palomas, pitos reales, petirrojos, ruiseñores, cisnes negros y ánades, ardillas rojas, musarañas y ratones de campo, son algunos de los simpáticos habitantes del lugar.

Las temperaturas agradables del otoño que viste de dorado ‘El Capricho’, invitan a hacer un alto en el trajín de la ciudad para internarse en un clima tranquilo y natural.

Fotos: Conocer España

Etiquetas: , ,